JAGUAR
El Jaguar
Phantera onca


                                               
Estatus:

- En peligro de extinción ApéndiceICITES (2010).
- Categoría de protección en México: Máxima, ya que está considerado “En peligro de Extinción” por    la Norma Oficial Mexicana (NOM-059-ECOL-2010).
- Por la IUCN (2012) en la categoría de Casi amenazado.

Descripción:

El jaguar es uno de los animales más majestuosos del mundo y es el felino de mayor tamaño en América. De cuerpo robusto, es un hábil nadador y trepa con facilidad a los árboles; felino solitario, con excepción de la época de apareamiento y crianza. En todo el cuerpo tiene manchas negras, que en los costados cambian en rosetas. Pesa entre 60 y 150 kg, dependiendo de su lugar de origen y el tamaño de presas disponibles. Las hembras pesan entre 10 y 20% menos que el macho.

                                                         

Hábitos:

Es principalmente activo en el crepúsculo y al amanecer. Su organización social se basa en áreas de actividad y territorios que delimita vocalizando, rascando el suelo, rasguñando árboles, así como defecando y orinando en sitios prominentes.
El tamaño de su área de actividad está relacionado con la abundancia de alimento, y tiene un rango de los 10 a 150 km² dependiendo principalmente de la disponibilidad y tamaño de las presas. Descansa en lugares sombreados, en cuevas, en riberas de ríos. Frecuentemente visita de cuerpos de agua.
El jaguar misterioso y mágico habitante de las selvas que para los mayas era un ser investido de fuerzas y poderes excepcionales, “El Señor de los Animales”. Felino moteado que representa la energía de la fertilidad y los ciclos de renovación periódica del cosmos; símbolo de poder y grandeza.

Jaguar Nenufar
©delrelojalaflordeloto.blogspot.com

Los pueblos Mayas contemporáneos continúan alimentando sus mitos, danzas y otras manifestaciones culturales de la magia y el misterio que siempre ha estado asociado al jaguar.
La palabra "jaguar" viene de la palabra "Yaguara" en guaraní (la lengua de los indios guaraníes de Sudamérica). En la lengua Maya: ChacMo’ol (“huella o garra roja”), Balam (“el que se oculta”), ChacBolay (“fiera roja”).






Población:

Datos obtenidos en el CENJAGUAR estiman una población de 4,000 individuos de jaguar en México. A nivel Península de Yucatán se calcula que existen aproximadamente 2,000 individuos de jaguar.
                                                        
Distribución:

La distribución histórica de la especie era de forma continua desde el sur de los Estados Unidos de Norte América hasta Argentina, mientras que la distribución histórica de jaguar en México incluía regiones tropicales y subtropicales desde Sonora y Tamaulipas, siguiendo las planicies costeras el Golfo de México y Pacifico hasta Chiapas y la península de Yucatán. En el centro de México incluía la cuenca del Rio Balsas hasta el Estado de México.
La distribución actual es más reducida, en 1989 se evalúo su distribución y se estimó un 66% de pérdida de su área de distribución en México.

Fuente: Distribución histórica modificado de Chavéz, et. al 2005 y distribución actual basada en modelo GARP ambas tomadas en Chávez, C y G. Ceballos, 2006. Memorias del Primer Simposio. El Jaguar Mexicano en el Siglo XXI: Situación Actual y Manejo. CONABIO-Alianza WWF Telcel - Universidad Nacional Autónoma de México. México D.F.

Ciclo de vida:

Su periodo de gestación es de 100 días y por lo general tiene dos crías, aunque puede llegar a tener hasta cuatro. En vida libre alcanza los 10 ó 12 años. Los jaguares en cautiverio pueden vivir hasta 20 años.

Hábitat:


El jaguar habita bosques, selvas y humedales desde el nivel del mar hasta 2000 msnm, sin embargo la mayor parte de los registros provienen de regiones menores a 1000 msnm. El jaguar utiliza como refugio cuevas y zonas de cobertura vegetal densa. El jaguar requiere de decenas de kilómetros para vivir por ello es importante mantener grandes extensiones de selvas y humedales, y en buen estado de conservación.
El Mosaico de las selvas y humedales de la península de Yucatán representa el área terrestre contigua en mejor estado de conservación y más grande en el Sureste de México, por lo que se considera una de las pocas oportunidades en México para lograr la conservación de especies amenazadas y en peligro de extinción como el jaguar. © Archivo PPY.



Alimentación:



Se ha reportado que su alimento incluye a más de 85 especies de presas, dependiendo de su disponibilidad y abundancia tales como peces, reptiles, aves y mamíferos, sin embargo los mamíferos mayores de un kilogramo de peso, algunos reptiles y aves constituyen las presas más comunes en la mayor parte de su área de distribución.
Por ejemplo en la región de Calakmul Campeche, las presas más importantes son el pecarí de collar, coatí y armadillo. En Jalisco más comunes fueron venados de cola blanca, coatí, pecarí de collar y armadillo. En los manglares su dieta está constituida principalmente por peces, tortugas, caimanes y mamíferos como el mapache.
La mayor parte de estas presas son también alimento de las poblaciones humanas locales, por lo que el jaguar ya no encuentra alimento y algunos individuos buscan en el ganado doméstico un sustituto de su dieta tradicional. Esta situación ha provocado un conflicto entre el felino y el humano.
© Archivo PPY.
Amenazas:

El jaguar, símbolo sagrado de divinidad, poder y grandeza de las culturas prehispánicas, es hoy una especie en serio peligro de extinción en México, debido principalmente a la pérdida de su hábitat y a la cacería ilegal. El jaguar, misterioso y mágico habitante de las selvas y los humedales, se encuentra en riesgo de desaparecer si no ayudamos a conservarlo, aún estamos a tiempo: ¡Súmate, todos dependemos de la naturaleza!

Pérdida de habitat, una de las principales amenazas para el jaguar
© M.Andrade
Acciones de Pronatura Península de Yucatán, A.C. (PPY):
Conservación y protección:


La conclusión de un grupo de expertos es que aún estamos a tiempo de salvar de la extinción al jaguar en México y además su conservación beneficiaria a miles de otras especies de plantas y animales silvestres. Las posibilidades de salvar al jaguar en las próximas décadas, requiere de un esfuerzo constante, con una visión regional y de la suma de esfuerzos de diferentes sectores.
Pronatura Península de Yucatán, A.C en una de las organizaciones que suma esfuerzos para la conservación del jaguar en la península de Yucatán.

  1. Protegemos y conservamos su hábitat
  2. Contribuimos al establecimiento de áreas naturales protegidas públicas y privadas.
  3. Trabajamos con comunidades rurales para promover actividades económicas sustentables y para que accedan a incentivos económicos que les permita proteger sus selvas.
  4. Recuperamos hábitat a través de la reforestación.Contribuimos en acciones de prevención y combate de incendios.
  5. Centro Operativo del AC El Zapotal y actividades de Reforestación en zonas aledañas al AC El Zapotal
    © Archivo PPY
      
  6. Generamos información sobre sus poblaciones
    1. Generamos información a través de censos y monitoreo utilizando metodologías de muestreo como el uso de cámaras trampa para determinar presencia-ausencia de estos felinos, la densidad de su población y de las especies presa de las que se alimenta.
  
Instalación de cámaras trampa. © Archivo PPY

3.  Contribuimos a disminuir el impacto del conflicto jaguar-ganadería.
  1. Generamos una estrategia para documentar y resolver los conflictos entre el jaguar y la ganadería.
  2. Asesoramos a ganaderos para el manejo del ganado y para utilizar métodos disuasivos.
  3. Contribuimos a generar capacidades técnicas locales para aplicar protocolos regionales y orientar la atención de casos de depredación sólidamente documentados.

Pláticas con Ganaderos de la región de Calakmul © Archivo PPY
4.  Promovemos una cultura de respecto y conservación para la protección del jaguar

  1. Difundimos y traducimos información científica del jaguar a los diferentes sectores de la sociedad en un lenguaje adecuado para su comprensión, concientización y mayor participación.
  2. Promovemos eventos en pro de la conservación del jaguar.
  3. Procuramos y gestionamos una estrategia de comunicación para sensibilizar a la población en dos niveles (sector rural y urbano) a través de diferentes herramientas: pláticas, conferencias, videos, capsulas en redes sociales.


¡Sigue a “El Jaguar Vive” y entérate de más información
y actividades sobre la conservación del jaguar!
Fuentes:
  • Aranda, M. 1990. El Jaguar (Panthera onca) en la Reserva de Calakmul: morfometría, hábitos alimenticios y densidad de población. Tesis Mag. Sc. Universidad Nacional. Heredia, Costa Rica.
  • CITES. 2008. Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres. Apéndices I, II y III. 1 www.cites.org/esp/app/appendices.shtml
  • Chávez, C. y G. Ceballos 2006. Memorias del Primer Simposio. El Jaguar Mexicano en el Siglo XXI: Situación Actual y Manejo. CONABIO-Alianza WWF Telcel - Universidad Nacional Autónoma de México. México D.F.
  • Valverde, M 2004. Balam. El jaguar a través de los tiempos y los espacios del universo maya. UNAM. Primera Edición. México.