Planes de Manejo del Fuego: fundamentales para conservar los recursos naturales

El Taller de intercambio de experiencias en la elaboración e implementación de Planes de Manejo del Fuego en Áreas Naturales Protegidas y Sitios de Interés, reunió a expertos de México y Estados Unidos de América con el propósito de analizar oportunidades de mejora en las guías para la elaboración de planes de manejo de fuego a nivel país.

Juan Manuel Frausto Leyva, director del Programa de Conservación de Bosques y Cuencas del Fondo Mexicano para la Conservación de la Naturaleza (FMCN), recalcó que es fundamental la participación entre autoridades, administradores y dueños de terrenos donde existen recursos naturales para implementar acciones de manejo, prevención y combate de una forma más eficiente.

En su intervención, el investigador Enrique Jardel Peláez de la Universidad de Guadalajara, resaltó que para elaborar un adecuado Plan de Manejo del Fuego es necesario definir el problema que se quiere resolver.


“Cuando el incendio forestal es una consecuencia de cambio de uso de suelo, se requiere otra política, no es solo un asunto de brigadistas, parece trivial pero si no podemos definir el problema no lograremos elaborar planes que tengan un impacto real en los ecosistemas”, añadió.

Los participantes expusieron distintas experiencias de los estados de Campeche, Chiapas, Jalisco, Quintana Roo, Yucatán y Florida en los Estados Unidos de América. Foto: Gabriel Mata.

Para concluir, se instalaron mesas de trabajo donde se elaboraron propuestas entre las que destacan las siguientes:

  • Fortalecer el proceso de planificación e implementación de los proyectos de los Planes de Manejo de Fuego.
  • Capacitar y especializar a todos los actores relacionados con el Manejo del Fuego (directores, personal técnico, brigadistas, entre otros.)
  • Consolidar el Sistema de información y monitoreo para el manejo del fuego en la Península de Yucatán (Observatorio de la Selva Maya).
  • Monitorear los efectos de fuego sobre los ecosistemas y compartir la información generada.
  • Socializar los Planes de Manejo del Fuego e impulsar la Estrategia Nacional de Comunicación en Manejo de Fuego dentro de las Áreas Naturales Protegidas.

El evento se llevó a cabo del 9 al 11 de noviembre en la ciudad de Mérida, Yucatán. Foto: Claudia Novelo.

Participaron consultores, personal del Fondo Mexicano para la Conservación de la Naturaleza (FMCN), Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (CONANP), Comisión Nacional Forestal (CONAFOR), Centro Regional de Manejo del Fuego Sureste (CRMFS), expertos del Servicio Forestal de los Estados Unidos de América (USFS), Instituto de Ecología (UNAM), Universidad de Guadalajara, y organizaciones de la sociedad civil como Pronatura Península de Yucatán A. C. y Biomasa A. C.


El taller fue organizado por el FMCN. Para más información, consulta https://fmcn.org

CNA / PPY

Monitorear zonas afectadas después de un incendio es clave para tomar mejores decisiones

 “Monitorear zonas afectadas por incendios permitirá recolectar información acerca de cómo responden las plantas después del fuego y así tomar mejores decisiones” comentó Rick Anderson del Servicio Forestal de los Estados Unidos de América durante su participación en el “Taller de intercambio de experiencias en la elaboración e implementación de Planes de Manejo del Fuego en Áreas Naturales Protegidas y Sitios de Interés”.


En entrevista para Pronatura Península de Yucatán A. C., el ecólogo expuso que algunas veces no es necesario reforestar inmediatamente el sitio afectado, pues plantas como el tasiste o palma de pantano (Acoelrraphe wrightii) están adaptadas al fuego. 



El tasiste es una palmera que alcanza hasta cuatro metros de altura. Fotos: Gabriel Mata.

“El tasiste y otras plantas requieren de mucha energía aun cuando se han quemado intensamente, por eso es importante observar el tipo de ceniza que prevalece en el suelo: la ceniza blanca señala que el fuego fue intenso dañando por completo a la planta, en cambio si la ceniza es negra, se incorporan nutrientes al suelo y la planta puede rebrotar con mayor facilidad” señaló.


Anderson apuntó que es de suma importancia estudiar la zona después de seis meses y 18 meses para analizar cambios que sean representativos.

La palma tasiste es utilizada por alrededor de 200 especies de insectos y otros animales que esparcen sus semillas haciéndola una planta muy valiosa para los ecosistemas, especialmente para los humedales.

Rick Anderson colabora como consultor para la elaboración de los Programas de Manejo del Fuego para las reservas de Los Petenes y Sian Ka’aan.

CNA / PPY

La protección del Jaguar y sus presas bajo un esquema de desarrollo rural sustentable

Investigadores, autoridades y ejidatarios de la región de Calakmul, participaron en el taller “La protección del Jaguar y sus presas bajo un esquema de desarrollo rural sustentable” con el propósito de actualizar el estado de conocimiento de los proyectos que se han desarrollado sobre el Jaguar (Panthera onca) y seis de sus principales presas (Mazama temama, Mazama pandora, Odocoileus virginianus, Tapirus bairdii, Pecari tajacu y Tayassu pecari) en la península de Yucatán, así como la revisión de áreas prioritarias para su conservación.

Los participantes expusieron las siguientes temáticas:

  • Mapas de áreas de distribución potencial del Jaguar y sus presas en la Península de Yucatán (desarrollados con diferentes metodologías).
  • Conflicto jaguar-ganadería y Fondo de Aseguramiento Ganadero.
  • El papel ecológico del Pecarí de labios blancos, Tapir y Venados en Calakmul.
Investigadores, autoridades y ejidatarios de la región que participaron en el taller “La protección del Jaguar y sus presas bajo un esquema de desarrollo rural sustentable”. Foto. C. Novelo

Además, se formó un Grupo de Atención de Especies Prioritarias (mamíferos terrestres, medianos y grandes) para la Región de Calakmul que realizará acciones como:
  • Opinar, participar y asesorar en la toma de decisiones para la conservación y manejo de especies prioritarias en la región de Calakmul.
  • Asistencia técnica para atender eventos extraordinarios como ataques por depredación relacionados con el conflicto jaguar-ganadería.
  • Contribuir en la difusión, gestión y manejo de bases de datos.
Para finalizar, los participantes establecieron herramientas y metodologías para la modelación de la distribución del Jaguar y seis de sus presas, identificaron las principales amenazas que afectan actualmente a cada una de las especies y se tomaron acuerdos para el intercambio, manejo y difusión de la información generada por los investigadores participantes.



Fotografías captadas con cámaras trampa.

Estuvieron presentes, Mauro Sanvicente de Geincus A. C.; Abraham Puc, Vladimir Erives y Antonio López de Pronatura Península de Yucatán A. C.; Gerardo García de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (IUCN); Laura Ramírez y Rafael Reyna de El Colegio de la Frontera Sur (ECOSUR-Campeche); María Elena Olave de la Universidad Autónoma de Ciudad Juárez; María Reyes del Ayuntamiento de Calakmul; Jorge Berzunza Chío de SEMARNAT-Campeche; David Simá de CONANP-Reserva de la Biosfera de Calakmul; Jesús Lagunes del Fondo de Aseguramiento Ganadero; José Hernández Nava y José Carballo de CONANP-Área de Protección de Flora y Fauna de Laguna de Términos y ejidatarios de la región.

Este evento se realizó gracias al apoyo de Alianza WWF-Fundación Carlos Slim y  CONANP-PROCER, a través  Pronatura Península de Yucatán A. C. y Geincus A. C., respectivamente
CNA / PPY